Policia del karma, arréstelos a todos 8

La vida estaba siendo muy cruel con José Martinez López. Pese a lo duro que trabajaba en su taller de llaves y reparación de calzado, sin defraudar a Hacienda, cuidando de su mujer y sus dos hijos ( uno de ellos con parálisis cerebral), colaborando con ONGs y otras causas; una malísima racha se había cruzado en su vida.

Sus padres fallecieron recientemente en un accidente de tráfico con el coche de José (declarado siniestro total, pero la aseguradora se niega a pagárselo ya que cuando rellenó la póliza, donde ponía ”No escribir aquí”, José escribió ”De acuerdo”).

A su hijo con parálisis cerebral le acaban de retirar la ayuda que recibía mediante la ley de dependencia, y su otro hijo; que abandonó los estudios antes de terminar la E.S.O para meterse con su amigo El Tripis en el negocio de construcción de su padre, está en el paro y no quiere volver a estudiar.

El taller de José (aunque sus amigos le llamaban Pepe) llevaba 8 meses en pérdidas, ya tuvo que despedir a un empleado, forzándose a trabajar el doble y ni por esas pudo salvar su empresa, obligándole a cerrar tras 12 años de actividad. Tras dirigirse a la oficina del INEM para apuntarse al paro, hasta que a mitad de camino se dió cuenta de que por ser autónomo no tenía derecho a ninguna prestación; decidió que tenía que hablar muy seriamente con el único hombre que podía darle una explicación y una solución a los terribles malos momentos por los que estaba pasando: Dios.

Pepe dedicó su tiempo libre a intentar contactar con él. Durante los primeros meses acudió religiosamente (nunca mejor dicho) a misa todos los domingos, y entre semana se acercaba a tocar la guitarra con el grupo de rock cristiano de la parroquia. Le preguntaba al cura que cómo se podía contactar con El Señor. El párroco le dijo que rezara y meditara mucho, que diera donativos y que tarde o temprano encontraría a Dios.

Pasaba el tiempo y Dios no le hablaba, asi que se dedicó a otras acciones espirituales de mayor calado: se apuntó como voluntario al comedor de Cáritas más cercano, viajó con unas expediciones de ayuda humanitaria a Burkina Faso y se fue con un viaje del Imserso de peregrinación a Lourdes.

Pasó casi un año y el Todopoderoso seguía sin contactar con él. Desesperado, sin saber que más hacer, usó algo de sus ahorros y los de su mujer ( funcionaria de sanidad a la que le habían recortado un 20% su salario y despedido a 2 compañeros suyos, teniendo que trabajar el triple) para viajar a los tranquilos y aislados Monasterios de Meteora, en Grecia; como último recurso para ver si, tras todas sus buenas acciones y en la tranquilidad y soledad que sólo un monasterio como ese podía proporcionarle, podía contactar con el Creador.

En uno de sus largos rezos para hablar con Dios, con lágrimas en los ojos fruto de la frustración y la desesperanza; por fin Dios le contestó: ”A veeeer, que quieres, cansino, que llevas meses saturándome las líneas de rezo, menos mal que Cielofónica me proporciona ahora más banda ancha con el plan de Emprendedores Celestiales. Venga hijo, cuéntame”

José, lleno de alegría, le contó detalladamente todo lo que le había ocurrido, todas sus buenas acciones y todo el largo camino que había recorrido para llegar hasta Dios. Este, conmovido por tales sacrificios en nombre de la Fe sin ánimo de lucro, decidió concederle un don, a él y a toda la humanidad, para que no volviera a ocurrirle ni a Pepe ni a nadie más que todas aquellas buenas acciones quedaran sin recompensa en la vida.

Dios lanzó el Plan de Puntos de Karma o PPK Rating, mediante el cual cualquier ser humano podía ir acumulando puntos positivos de karma mientras hiciera buenas acciones. En el momento que le ocurriera alguna desgracia, esa persona podría canjear todos esos puntos de Karma positivos para revertir cualquier situación perjudicial para el sujeto. Por el contrario, las acciones perjudiciales hacia el resto de la sociedad restarían puntos kármicos.

José tenía un gran saldo de puntos positivos de Karma, por lo que se apresuró a canjearlos: La aseguradora le dió dinero para comprarse un nuevo coche (tras admitir que su hoja de solicitud daba lugar a confusiones), su hijo retomó los estudios con renovada motivación y excelentes resultados, Cáritas se comprometió a pagar el tratamiento y atención de su hijo con parálisis cerebral y una colecta entre los clientes habituales del comercio de Pepe le permitieron volver a abrir su taller, bajo el nuevo nombre de ”Talleres Pepe, el que habló con Dios”; con un éxito arrollador que le permitió ampliar su negocio hasta convertirla en una gran multinacional de Talleres de cerrajería y calzado llamada Gilitex.

Con el nuevo método PPK Rating implantado por Dios, todo el mundo se dedicó a acumular puntos positivos de Karma: la gente ayudaba a los ancianos a cruzar la calle, les cedía el asiento en el metro o en el autobus, sujetaban la puerta a los que intentaban pasar, los funcionarios sonreían mientras atendían a los ciudadanos, los municipales no ponían multas ya que los conductores se comportaban con excelentes modales, todo sea por los Puntos Kármicos. Las colas de voluntarios en asociaciones de caridad eran kilométricas. Vagabundos que antes no ganaban ni 3 euros pidiendo limosna tras todo el dia en la calle ganaban limpiamente 3.000 o 4.000 euros en cuestión de horas.

Empresas de grandes filántropos como las de Bill Gates, que llevaba donados más de 28.000 millones de dólares a causas humanitarias, o Warren Buffet, se revalorizaron exponencialmente en los mercados, al ser considerados los puntos kármicos acumulados por estos multimillonarios como una gran oportunidad de inversión. Empresas de todo el mundo firmaron acuerdos para apoyar financieramente sus acciones benéficas.

España, pais de alta tradición de economía sumergida, vió como su PIB creció un 8% en tan solo un cuatrimestre, al volver a la ”superficie” todo ese dinero negro que no hacía más que restar puntos kármicos a aquellos empresarios y trabajadores que cobraban en ”B”. Los inversores internacionales recuperaron la confianza en la nueva y renovada España de la honradez, y lo mismo ocurrió con otros paises de cultura parecida, como Grecia o Italia; que también se sumaron a la nueva ola de la economía kármica. Angela Merkel felicitó con una ligera sonrisa a los paises europeos en problemas que estaban saneando sus cuentas y rebajando sus déficits. Esa misma noche, Angela quemaba en la hoguera de su casa una carpeta en la que se podía leer ”Planes para el IV Reich TOP SECRET”

Al poco tiempo de implantarse el plan de Puntos positivos de Karma, se sucedieron una serie de curiosas casualidades: Emilio Botín muere devorado por una manada de castores salvajes mientras se bañaba en un gran lago de Canadá. A los pocos días, encuentran el cuerpo desnucado de Rodriguez Zapatero en su nuevo chalet en León, al caerse de espaldas en el bordillo de su piscina mientras contaba nubes con su Teleskech. Y tan sólo 3 dias después de este suceso, el presidente del gobierno Mariano Rajoy moría ahogado en su propia saliva mientras imitaba la escena de La Vida de Brian en la que Pijus Magnificus anunciaba a ”Sansón el asesino saduceo y los sesenta y seis sediciosos de Cesarea”.

Tales sucesos llevaron a los expertos a una conclusión: la vida de los grandes acumuladores de puntos negativos de Karma corría serio peligro de seguir con sus actividades anti-karma. El resto de grandes acumuladores de puntos negativos de Karma vieron este nuevo sistema con preocupación: su dinero defraudado en paraísos fiscales, los fondos públicos desviados a cuentas en Suiza o las fábricas de chinos en condiciones infrahumanas no hacían más que acrecentar su saldo rojo negativo de puntos kármicos, por lo que idearon sistemas con los que esquivar la nueva ley de Dios.

La nueva ley divina de Puntos kármicos obligó a muchas multinacionales y multimillonarios a repatriar sus capitales y declararlos en su pais de origen, pero los gobiernos de todo el mundo se apresuraron a cambiar las leyes para que las grandes fortunas superiores a 1 millón de euros tuvieran que declarar un 2% de los ingresos a partir de esa cantidad. Desde Bruselas se obligó a todos los paises europeos a adoptar tal medida, que fue aprobada por abrumadora mayoría en el Hemiciclo europeo. Dado que los grandes defraudadores estaban cumpliendo con la nueva ley vigente, dejaron de acumular puntos kármicos negativos.

En el Congreso de los Diputados fueron más allá. Se presentó en el congreso una ley por la que se permitía a las adminsitraciones locales, fundaciones privadas sin ánimo de lucro (como FAES o la Fundacion IDEAS) y empresas públicas a no declarar el 40% de sus ingresos. La ley fue aprobada con los votos a favor de PP, CiU y PSOE. Este último aceptó la ley a cambio de que se creara una comisión (formada por 11 miembros, 5 del PP, 5 del PSOE y uno del grupo mixto) para que investigara los pros y los contras de esta nueva ley y presentara un informe antes del 1 de enero del 2014 al respecto.

EL parlamento español seguía igual de vacio que de costumbre. Sus miembros preferían no acudir o no hacer ninguna declaracion pública, ya que cualquier mentira suponía acumular puntos de karma negativos.

Los sindicatos mayoritarios, CCOO y UGT; convocaron una manifestación para la semana después de la aprobación en el Congreso de la ley. Las redes sociales se incendiaron de Trending Topics durante esa semana, la intención de voto del PP y PSOE decreció considerablemente, hasta que sólo el 61’9% del electorado admitió en las encuestas que volvería a votar a los dos partidos mayoritarios si se volvieran a dar elecciones generales. Durante ese caldeado ambiente, empresas del IBEX 35 y Cajas de ahorro compraron generosas participaciones de empresas estatales, suceso que pasó desapercibido en los medios de información ya que coincidió con la gran exclusiva de que Andreita, la hija de Belen Esteban; se había comido finalmente el pollo.

Se introdujo además un nuevo apartado en la reforma laboral, en forma de disposición final cuadragésima tercera de La Ley de Protección de Toros de la Vega, Patitos y Crías de Foca, por la que los nuevos contratos presentaban una claúsula en la que obligaban al trabajador a usar el 22% de sus puntos kármicos para compensar las malas acciones de la empresa. Sindicatos y patronal decidieron que cada sector empresarial firmaría un porcentaje de puntos kármicos (entre el 22% y el 47%) en el que estuvieran de acuerdo. Internet y las redes sociales se hicieron eco de esta Disposición final (conocida en las redes como Ley Que te Foca), pero nadie les hizo mucho caso, total eran 4 gatos los que se quejaban.

Las grandes multinacionales, así como cualquier otras expuestas a acumular grandes cantidades de puntos de karma negativos, encontraron una forma con la que seguir con sus actividades poco éticas. El nuevo objetivo de inversión: las ONGs.

Misioneros de todas las nacionalidades y asociaciones como Greenpeace, Médicos sin fronteras o UNICEF empezaron a recibir cientos de millones por parte de empresas como el Banco Santander, Morgan Chase, Deutsche Bank, Texaco, Apple o Nike para costear sus planes y sus actividades benéficas, bajo una condición: todos los puntos kármicos que acumularan pertenecerían directamente a sus inversores.

Muchas de estas asociaciones, divididas entre su afán de ayudar a los más necesitados y saber que estaban trabajando para que otros pudieran continuar con sus dañinas actividades lucrativas, acabaron cediendo. Pero algunas asociaciones locales, como parroquias de barrio o Redes de huertos urbanos se resistieron a ceder. Ante esta inesperada resistencia, surgió casualmente una nueva ley nacida en EE.UU y que copiarian más adelante prácticamente todos los gobiernos del mundo.

Cualquier organización con fines benéficos debería constituirse como una sociedad anónima, permitiendo la participación de accionistas para formar y financiar la empresa, y todas aquellas sociedades con un capital menor a 500.000 euros, deberían pagar un nuevo impuesto, conocido como impuesto kármico, del 48% de sus ingresos. Tras esto, muchas compañias menores desaparecieron o fueron compradas por grandes bancos de inversión y multinacionales.

Al cabo de unos meses, las ONGs se convirtieron en un oligopolio financiero empresarial arropado por todos los estados que crecía sin parar, además de permitir que muchas compañias consideradas abiertamente anti-kármicas continuaran con sus negocios habituales.

China por su parte, presentó a inversores de todo el mundo su Plan de Renovación Kármica, por el que permitiría a empresas y organizaciones benéficas instalar su domicilio fiscal en su pais, con increibles y ventajosas condiciones. El territorio chino se convirtió, paradójicamente, en el país con más organizaciones benéficas y más fábricas en las que se violaban sistemáticamente todos los derechos humanos del mundo.

El continente africano volvió a sufrir disputas y guerras civiles entre caciques locales, los cuales eran comprados por Gobiernos o grandes multinacionales para extender su territorio y poder crear aldeas humanitarias, pozos, granjas o cualquier otro medio por el cual los misioneros ( que ahora eran conocidos como Karma Community Managers) desarrollaban sus actividades benéficas y acumulaban puntos kármicos positivos para sus empresas patrocinadoras. Los paises intercambiaban sus campamentos de refugiados de los conflictos en los que estaban inmersos para compensar ligeramente sus balances kármicos.

A medida que los bancos y las empresas más poderosas afianzaban su balance kármico, empezaron a popularizarse en todo el mundo los conocidos como Planes de pensiones del Karma positivo, por los cuales se ofrecía a los usuarios de bancos y pequeños accionistas invertir en fondos de inversión que tuvieran grandes participaciones de Empresas benéficas y ONGs, productos en los cuales metieron masivamente ciudadanos de todo el globo todos sus ahorros y planes de pensiones privados, siendo éste el comienzo del temido MFBH, el Mayor Festín Bursátil de la Historia.

—————————————————————————————————

Había pasado un año y Jose Martinez López, el empresario kármico del momento y portada de la revista Time de aquel año, se dirigía en su coche de empresa hacia la sede de su próspera Gilitex. Por el camino veía a la gente con esforzadas sonrisas y gestos con los que mantener ese saldo kármico en positivo. Tenían que acumular todo el que pudieran durante sus horas libres, ya que casi todos los puntos positivos de karma que ganaran en horas laborables debían usarlos a favor de la empresa en la que trabajaran. José observaba también las vallas publicitarias en las que multitud de bancos, cajas de ahorro y aseguradoras anunciaban sus planes de inversión en empresas kármicas. ”El buen karma nunca bajará”, ”Invierte en seguridad, invierte en Karma”, ”Compra karma, que siempre podrás venderlo por más de lo que te costó” y otros nuevos esloganes plagaban los anuncios, las tertulias radiofónicas y las conversaciones de terraza y caña.

José estaba cubierto en ese aspecto: por cada fábrica de zapatillas que abría en Taiwan, ordenaba a sus brokers invertir en Karmarock, Karmamore o en cualquier otro fondo de inversión especializado en empresas kármicas, que al final del mes repartían su dividendo de puntos positivos kármicos.

En la tranquilidad de su despacho, Pepe volvió a sentir la voz de Dios resonando en su cabeza, como aquel lejano tiempo en el que lo escuchó por primera vez en los acantilados de Meteora. Esta vez el Señor le dió un único mensaje a José para que lo rentransmitiera a toda la humanidad. Tras oírlo, convocó a su gabinete de prensa para esa misma tarde.

Acudieron más de 300 medios acreditados al evento, tuvieron que trasladarlo del salón de actos de la sede de Gilitex a la acera de enfrente, dada la masiva afluencia de periodistas: Dios tenía un nuevo mensaje para todos los seres humanos y quería transmitirlo a través de su segundo profeta.

Pepe se acercó a los micrófonos con gesto serio, los flashes disparándose por decenas y todas las cámaras conectando en directo. ”Buenas noches, señoras, señores, miembros de prensa….Esta misma mañana, tras un año y diez días de aquel afortunado encuentro en el monasterio de Meteora, en Grecia…Dios nuestro señor me ha…me ha pedido que os transmita el siguiente mensaje, que tengo aquí escrito”

José sacó de su americana un folio doblado. Lo desplegó temblorosamente y lo mostró al mundo entero. En letras grandes, ocupando toda la cara, se podía leer:

 

 

 

 

¡QUE OS DEN!

 

 

Facebooktwittergoogle_plus

8 thoughts on “Policia del karma, arréstelos a todos

  1. Pingback: Policía del karma, arréstelos a todos

  2. Reply Marta Sep 18,2012 13:31

    Muy, muy bueno. Yo creo que el “que os den” ya nos llegó.

  3. Reply Kullman Sep 19,2012 11:14

    Taiwan tiene una renta per capita de mas de 20.000 euros… no es Indonesia que tiene 3.400 € en este indicador.

  4. Reply Marian Oct 18,2012 11:12

    Mis aplausos y una gran reverencia hasta los pies.

  5. Reply Caro chan Sep 4,2013 18:28

    Espectacular!Me ha enganchado tu blog que no te lo crees!!
    Me quito el sombrero ante usted señor alita de pollo!

  6. Reply celembor Feb 28,2014 7:44

    Por fin estoy aquí. Lo leí cuando me lo mandaste, en el metro, y no lo pude comentar. Luego, se me olvidó. Pero aquí estoy y voy a ello.
    Me ha parecido muy bueno por dos aspectos: el primero es que has demostrado que cualquier cosa, hasta la mejor de las voluntades, puede convertirse en mercancía, en productos financiero; la segunda, es que lo has hecho muy bien, poco a poco, donde se ve la evolución de forma tan suave y paulatina que te parece hasta lógico y normal.
    Le sacaré un par de peros: algunas frases pueden mejorar su construcción, y el uso del punto y coma en algunas frases no acaba de estar acertada.
    Por todo lo demás… “3 puntos, colega”

    • Reply Alita de pollo Feb 28,2014 9:24

      Muchas gracias por comentar Celembor! Me alegra saber que encuentras la historia sólida y bien construida, que es la parte más difícil. El tema gramático no dudes en decirme que frases podrían mejorar, me gusta de hecho que me las corrijan, asi se me quedan mejor las lecciones cuando las veo y corrijo yo mismo

      Gracias por pasarte, leerlo y dejar un comentario!

  7. Reply natty May 21,2014 1:38

    Felicidadaes un increible artículo. saludos y adios.

Leave a Reply